"Las cosas que digo se me mueren en la boca/Lo que callo, porque lo desconozco/ es lo que más me pertenece" Ana María Cué



martes, 30 de diciembre de 2008

Feliz 2009: Por los sabios aguadores y las especiales tinajas...Chin, chin


Un cargador de agua de la India tenía dos grandes vasijas que colgaban a los extremos de un palo que él llevaba encima de los hombros. Una de las vasijas tenía varias grietas, mientras que la otra era perfecta y conservaba toda el agua hasta el final del largo camino desde el arroyo hasta la casa del patrón. Cuando llegaba el cargador, la vasija rota tenía la mitad del agua. Durante dos años esto sucedió diariamente. Desde luego, la vasija perfecta estaba muy orgullosa de sus logros, pues se sabía infalible para los fines que fue creada. Pero la pobre vasija agrietada estaba muy avergonzada de su imperfección y se sentía miserable, porque solo podía hacer la mitad de lo que se suponía era su obligación. Un día, la tinaja quebrada le habló al aguador diciéndole: “Estoy avergonzada y me quiero disculpar contigo, porque debido a mis grietas solamente puedes entregar la mitad de mi carga y solo obtienes la mitad del valor que deberías recibir”. El aguador le dijo compasivamente: “Cuando regresemos a la casa quiero que notes las bellísimas flores que crecen a lo largo del camino”. Así lo hizo la tinaja. Vio muchísimas flores. Pero no dejó de sentirse apenada. El aguador le dijo entonces: “¿Te diste cuenta que las flores solo crecen a tu lado del camino? Siempre he sabido de tus grietas y quise sacar el lado positivo de ello. Sembré semillas de flores a lo largo del camino por donde vas y todos los días las has regado. Por dos años yo he podido recoger estas flores para decorar el altar de mi maestro. Si no fueras exactamente como eres, con todos tus defectos, no hubiera sido posible crear tanta belleza”.


Cuento hindú.

Todos somos imperfectos, tenemos grietas , algunas ya muy viejas del paso del tiempo y de las duras batallas... Hay quien planta flores para hacer bello el camino de quien quiere, aprecia y hay quien cambia de tinaja , otra nueva le servirá mejor, le dará más brillo o dinero o magia.

Lo importante de este cuento es valor que el sabio aguador le dió a su tinaja fiel y no le importó ni el tiempo , ni el agua que perdía por el camino....supo ver la belleza para la que había sido creada., así exactamente así era como era y así se lo mostró a ella.


Feliz año para aquellos que aún plantas flores y no cambian tinajas a pesar de las grietas....

CHIN, CHIN ...para los que aún creen en la belleza del camino...y aman siempre con los ojos abiertos. Recordad mientras brindáis¡¡¡

5 comentarios:

en tus ojos dijo...

zenquiu...zenquiu zenquiu...( como se pronunciaría por estos lares)
thank you...como en realidad es....y Gracias, en nuestro bellisimo idioma, por tan buena historia...
CHIN CHIN friend...
sorry
CHIN CHIN Amiga!!!!
esto del ingles me está matando.... jaja!!!!
Besos a ambas....

fonsilleda dijo...

Como dice asi, gracias, grazas y merci bien (para cambiar de idioma).
Preciosa historia que atesoraremos y guárdaremos en nuestros corazones por su belleza y porque tú nos la has regalado.
Todos tenemos inperfecciones y es quizá por ello, por lo que resultamos casi perfectos.
Bicos y felicitaciones y que el 2009 abrigue y proteja nuestra incipiente amistad.

Froiliuba dijo...

feliz año 2009!!!!!!!!!!!!!!


que bonita leyenda eh, da par apensar mucho , muy aleccionador

pa que veas, que las tinajas imperfectas al final son las mejores

mil besos

Maria Jesús dijo...

Mis mejores deseos para el 2009

Dante dijo...

Igual para vos, corazón. Aprovecho además para dejarte mis mejores deseos, preciosa, para que este 2009 que llega te conceda todo lo bueno que tengas pendiente por concretar. Muchas Felicidades, y dos mil nueve besos.